BEN YOUSSEF MADRAZA

marrakech_addictbeiconic4

marrakech_addictbeiconic2

 Watch movie online John Wick: Chapter 2 (2017)

Muy buenos días! Nos levantamos con nueva entrada en el blog (que feliz soy, por fin puedo ir subiendo lo último de este inolvidable viaje, como saben, estoy colaborando en una revista nueva C Mgazine y por ello algún contenido se quedó guardado). Hoy les traigo un artículo sobre uno de los lugares más bonitos de Marrakech, como me gustó esta ciudad, no puedo tener sino palabras bonitas, y eso que nada más salir del aeropuerto sentí un choque cultural como nunca antes lo había vivido.
Sus bulliciosas calles, su estrambótico ambiente, su laberíntica Medina… todo merece la pena cuando vas caminando aún con un calor que mueres y te encuentras obras arquitectónicas que rebosan historia, como es Madraza Ben Youssef, no te lo imaginas hasta que no lo vives, pero entre todo su esplendor este lugar es mágico.
El arte sin lugar a dudas es otra de mis grandes pasiones, desde pequeña mi abuelo me contaba historias maravillosas en lugares de ensueño, lo que hizo que me volviera adicta a la historia, y sobre todo a la cultura árabe, pues me parece que su riqueza tanto histórica como artística es preciosa, y se puede aprender muchísimo, (también puede que influya que tengo raíces libanesas). En este caso, el arte se expresa a través de la arquitectura, y Madraza es la escuela coránica más grande de Marruecos, por lo que pueden intuir  es un punto de interés para mí, cuando entras te das cuenta que su diseño es totalmente tradicional, pero a diferencia de otras madrazas, un oscuro corredor se abría ante mí, ya podía respirar el ambiente, sentir la historia en mi piel, sin duda, un detalle que acentuó el placer de vislumbrar el amplio patio bañado de luz natural situado al final del pasaje.
Es una joya mudéjar donde se plasma un asombroso equilibrio entre superficies lisas y una ornamentada decoración. Detalles que no quise dejar pasar, porque cuando viajo siempre me informo de los sitios que voy a visitar, y sabía que era el lugar perfecto para jugar con los mosaicos, con sus columnas… y poder mimetizarme con el ambiente para mostrarles unas fotos diferentes. La chaqueta mostaza dio explosión con el resultado final, pues contrastaba a la perfección con los muros del emplazamiento. Nos dio mucha pena porque llegamos diez minutos antes de que cerrara sus puertas, por lo que no pudimos sacar más fotos que las que les mostramos hoy aquí. Espero que puedan apreciar la maravilla de Madraza.
Ya saben que uno de mis hobbies cuando viajo es intentar dar lo mejor de mí en cada escenario, mi visión y mi forma de interpretar el destino. Así que no puedo decir más que no digan estas preciosas fotos de Yuri Rubio, mil gracias♥
Good morning folks! Today a new article where I’m talking about a nice and differente place at Marrakeck, (I’m so happy to sharing with you the last content about this destination, as you know I’m collaborating with a new online web calls C Magazine, in fact, this is the reason why I haven’t uploaded before). But here we are again!
Its bustling streets, its quirky atmosphere, its labyrinthine Medina … all worth it when you’re walking along and discovering place like that.
Madrasa is the Koranic school largest in Morocco, by what you can intuit it is a point of interest for me, when you come in, you realize that your design is entirely traditional, but unlike other Madrasas, a dark corridor is opened before me, already could breath the atmosphere, feel the history in my skin, no doubt, a detail that accentuated the pleasure of glimpse of the large courtyard bathed in natural light located at the end of the passage.
Ben Youssef is a mudejar gem  where you can see how it is an amazing balance between smooth surfaces and ornate decoration.
Hope you enjoy of these images, it’s so special for me, because we tried to focused different perspectives. Enjoy it and see you soon!
  • Comments

  • Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

TOP